El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania… sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Archivo para la Categoría "Infancia"

Adiós a los asientos infantiles

Nuestra hija pequeña cumplió 12 años este verano, lo que significó despedirnos FINALMENTE  de los asientos infantiles. No tengo nada en contra de ellos, pero ya me siento mamá de niñas grandes o adolescentes al no tenerlos en el coche.

El reglamento alemán relacionado a la seguridad de los pequeños en los vehículos es muy estricto y aquí no se permite llevar a bebés en brazos, ni niños sin asiento o cinturón de seguridad. Incluso en algunos taxis he visto que los asientos normales se elevan un poco para que los niños puedan abrocharse el cinturón de seguridad sin que éste les quede atravesado en el cuello.

A lo largo de la infancia de nuestras hijas hemos pasado por 4 asientos diferentes, empezando con el famoso “Maxicosi” o portabebé en México. Éste lo usaron más o menos hasta los 9 o 10 meses, aunque el reglamento lo permite hasta los 13 kilogramos de peso. Los asientos tienen una clasificación en la Unión Europea y el primer asiento de bebé se llama ECE-Grupo 0+ y tiene que ser colocado en el asiento trasero en contramarcha.

1 asiento

El segundo asiento es mucho más grande y esta clasificado como ECE-Grupo 1 que es para niños de 9 meses a 4 años y medio, o de 9 a 18 kilos de peso. Hasta los 3 años de edad se permite ir en contramarcha, pero nosotros compramos un asiento en el que ya podían ir viendo por la ventana y hacia el frente del coche.

2 asiento

Después cambiamos al ECE-Grupo 2/3 que es para niños hasta los 12 años, 36 kilos o 150 cms de altura. Como nuestras hijas son delgaditas y no muy altas tuvimos que esperar hasta que cumplieron los 12 años y ahora pueden sentarse en el asiento del copiloto o atrás sin ningún tipo de asiento. Si mal no recuerdo, a partir de los 10 años solo usaron la parte de abajo (Schale en alemán).

 

Creo que no es necesario escribir las ventajas del uso del asiento infantil ya que es obvio que es para proteger a nuestros hijos en caso de algún accidente. Aún así, sigo sorprendiéndome que en México muchas familias no lo usan porque el niño no quiere, porque es tedioso abrocharlos, o por muchas otras razones que no termino de entender.

Aquí incluso cuando hacemos viajes con otras mamás a la clase de ballet o música, el niño tiene que cargar con asiento porque nadie lleva niños ajenos sin asiento. De igual forma cuando hay excursiones en el jardín de niños o en la primaria y los padres de familia los llevan o recogen, tienen que llevar su asiento de coche. Ah! Y también a las fiestas si los llevan a la piscina, al cine o a un parque… en la invitación no debe faltar la leyenda: “No olvides tu asiento!”. Y por supuesto los abuelos tienen que transportar a sus nietos en asientos de acuerdo a su edad.

En pocas palabras: no hay excepciones! Los niños crecen con esa costumbre y no conocen la posibilidad de ir en un coche sin asiento o en el regazo de un adulto. Jamás!

Aquí les paso esta gráfica que muestra claramente la edad y el peso de los niños en relación al asiento correspondiente:

tabla asientos

Y para los que no conocen los detalles de cómo abrocharlos y quieran leer recomendaciones e información importante relacionada al tema les dejo los siguientes folletos:

https://www.dvr.de/download/broschuere-kind-und-verkehr-geschnallt.pdf

https://gib-acht-im-verkehr.de/0006…/kinder…/k-pm-14_kisi-broschuere_gesamt.pdf

www.aktion-autokindersitz.de/images/Geschnallt_DVR.pdf

Y ojalá esta costumbre que no es muy difícil de seguir se aplique en todo el mundo para evitar que los niños sean víctimas mortales en accidentes viales. Sería bueno empezar por el uso obligatorio del cinturón de seguridad y seguir con los asientos infantiles.

Yo me despido temporalmente de los asientos y volveré a usarlos cuando sea abuela, si algún día lo soy 🙂

 

Anuncios

Entrevista a LeoLibros

Después de la pausa de verano, continuamos con las entrevistas a emprendedoras hispanohablantes en Europa. En esta ocasión les presento a Norah García, una mujer que ha creado un negocio en Alemania que me hubiera evitado cargar con muchos kilos extras cada vez que regresaba de México o de vacaciones en España. Si había algo que no se conseguía en este país cuando mis hijas eran pequeñas eran libros infantiles en español, así que en cada oportunidad que tenía, procuraba traer todo tipo de libros para leerles cada noche, y poco después para que ellas practicaran la lectura en su lengua materna.foto norah

Hoy en día, las madres y los padres hispanohablantes en Alemania cuentan con LeoLibros, un sitio de internet maravilloso y que Norah ha hecho posible. Sin entretenerlos más, les dejo sus respuestas para que la conozcan!

1.¿De dónde eres y desde cuando vives en el extranjero? ¿En qué ciudad vives?

-Soy uruguaya, y emigré en el 2004. Desde hace cuatro años vivo en Hamburgo, al norte de Alemania.

2. ¿Cuál es tu profesión y a qué te dedicas actualmente?
-Cómo digo siempre, “soy Bióloga, Mamá reinventada en Librera”.

3. Tú eres la fundadora de LeoLibros, una tienda online de libros en español. ¿Cuándo y cómo surgió la idea?
-Previamente a esta oportunidad, habíamos vivido aquí en Alemania. Y aquella vez, al igual que ahora, no conseguía libros en español para leerle a mis hijas y tampoco para mí. Cuando intentaba comprar en internet, las páginas estaban en alemán, así que o no me animaba o no sabía si finalmente había hecho bien o no el pedido. Entonces, de ahí surgió la idea, de mi necesidad de libros en español, pero de calidad, y con la opción de tener alguien con quién hablar y pedir una recomendación. Y también muy importante, una pagina que fuera amigable con las mamás recién llegadas o los que no saben alemán, una página en castellano. Por eso la idea fue una librería en español, con libros, web y atención en español.

4. ¡Libros en español en Alemania! ¿Vendes sólo a gente hispanohablante? ¿Cuál es tu mercado y los libros más vendidos?
-Principalmente vendo a hispanohablantes españoles o latinoamericanos y de familias biculturales. Las mamás, son mis mas queridas clientas. Pero también a alemanes interesados en el castellano. Los libros que más vendo son infantiles e infantiles bilingües español-alemán, también de educación, crianza y maternidad, y a medida que los niños van creciendo, las mamis se animan a regresar a la lectura y recuperar un espacio más íntimo en español para ellas. Además, ayudo a elegir libros para unas cuantas tertulias.

5. Una tienda online significa que trabajas mayormente desde casa. ¿Cómo combinas tu trabajo profesional y el de mamá-ama de casa? ¿Es difícil?
– Por la mañana luego de que las niñas se van a la escuela, me pongo a trabajar en la librería, subo libros a la web, preparo pedidos, hago recomendaciones para las redes sociales o personales; pero entremedio, me pita la lavadora, la perra quiere salir, me acuerdo de que tengo que preparar la mochila de Sport (deporte) de la grande, me levanto, me encuentro con que no había encendido el lavavajilla, y así ando en la vuelta… me cuesta mucho concentrarme y trabajar en paz. Siempre ves el desorden que tenés alrededor, y sentís la obligación de arreglarlo. Pero es que, si me pongo a arreglar la casa, no puedo trabajar en la librería. Vivo en una constante sensación de que debería hacer algo mas y no me da el tiempo. Respondiendo a tu pregunta, -Si es, es muy difícil trabajar en casa. Peeero, tiene una gran, gran ventaja. Si mis hijas se enferman o pasa lo que pase, yo puedo estar acá con ellas y organizar mi trabajo.

6. ¿Qué es lo que más extrañas de tu país natal en Alemania?
Las reuniones familiares y con amigos. La playa y el dulce de leche.

7. ¿Has tenido dificultades en tu proceso de adaptación? ¿Cuáles?

Pues si y no. La primera vez que estuvimos en Alemania, no me pude adaptar, de hecho, al año y medio nos regresamos a Uruguay. Esta segunda vez, hice todo distinto, y está siendo mucho más fácil, y me siento perfectamente adaptada y adoro mi ciudad, Hamburgo. A ver, es que ésta segunda vez llegamos a una ciudad (la otra, estábamos en una ciudad con vida/formato pueblo) y todo era complicado, pequeño o con lista de espera. Pero en Hamburgo, enseguida me apunté en un curso de integración. Sabía que lo que tenía que hacer era, primero que nada, conseguir un grupo de gente en el cual apoyarme mientras aprendía el idioma. Así que hablaba con cualquier hispanohablante que me cruzaba en la calle, en la Kita (Kindergarten), en el metro, etc.

Al año mas o menos encontré el grupo de Hispamamis, y eso ya fue increíble. Ves a tantas mamás como vos, que es ¡genial! Te sentís identificada y cuidada. Aunque antes el grupo era más pequeño y casi nos conocíamos entre todas; ahora es enorme. Yo aún sigo preguntando cositas en el grupo y siempre que puedo ayudar con lo que tengo para contar, lo hago. Y es que todo eso que da ese grupo, y otro por el estilo, la primera vez yo no lo tuve. Había un blog, que sí me ayudo bastante, se llamaba “Una mamá en Alemania” pero ahora ya no existe, porque ella se ha hecho escritora (y sus libros están disponibles en LeoLibros).

En fin, que lo importante es pertenecer a un grupo, para no sentirte tan sola y perdida, pero siempre intentar integrarse y hacer amigos o por lo menos tener buenas relaciones con los alemanes. Yo tengo muy buen feeling con algunas mamás de la escuela y la Kita de mis hijas, y estoy segura de que, si hablara mejor el alemán, podríamos llegar a ser amigas. Yo debo mejorar mi alemán, porque aunque hablo sin miedo, no hablo bien, de hecho a veces no me entienden, ni yo a ellos, pero bueno, nada que una gran sonrisa no solucione.

8. ¿Y para ser independiente? ¿Crees que el ser mujer represente mas complicaciones en comparación a un hombre que quiere emprender un negocio?

-Pues no sé muy bien, yo no acepto los no, entonces…cómo que no sé. No sé si a un hombre le dicen que no puede, o no podrá, con la misma frescura que se le dice a una mujer. Pero te cuento que el no más rotundo que recibí, me lo dio una mujer. Ella sacó unos números así rapiditos y me dijo que mi idea no valía la pena, que hiciera otra cosa. Lo peor es que esta señora tenía (o tiene) el trabajo de asesorar mujeres que quieren emprender. Pero lo que sí te puedo decir, es que aparte de ella, por todas las oficinas públicas por las que pasé, siempre me ayudaron y me trataron con muchísimo respeto, e incluso admiración por lo que estaba haciendo sola. Y me lo decían, lo que resultaba un gran estímulo. Mi asesor fiscal por ejemplo, siempre me habla con mucha seriedad, paciencia y se toma el tiempo para explicarme todo, cómo si yo fuera su cliente más importante, y eso me hace sentir muy bien.

9. ¿Qué consejos le podrías dar a quién todavía no sabe qué camino tomar en su nuevo lugar de residencia, sea por el idioma, por la incompatibilidad de estudios o por miedo?
Lo primero aprender el idioma, pero cómo te decía antes, buscar un grupo que te contenga. Luego, ver las cosas positivamente, aprender de la cultura que te rodea, e intentar comprender porqué son las cosas cómo son, pero más desde el punto de vista de un niño. O sea, admirando y disfrutando, sin juzgar ni criticar. Uno siempre se puede reinventar, pero hay que mirar para adentro… hay que darse tiempo. Lo del miedo puede ser bueno, si nos mantiene en movimiento; si es del miedo que paraliza, no queda otra más que enfrentarlo. Nada es tan grave ni tan difícil. El primer paso, ya lo dimos cuando subimos al avión. Y lo tuvimos más fácil que otros que vienen huyendo… Creo que lo más importante es una buena actitud, esperanzadora y positiva para con la vida. Pero lo creo, seas inmigrante o no.

 

10. Además de migrante eres madre, ¿qué retos se te han presentado al educar a tus hijos en un hogar bicultural? ¿Algún consejo para las nuevas mamás?
Mi hogar no es muy bicultural. Mi marido y yo somos uruguayos. Pero vivimos en Alemania, y mis vecinos en comparación son mucho más silenciosos y tranquilos que nosotros, jaja.

A las mamás les puedo decir: -Hagan lo que les salga del corazón, que no les importe nada lo que digan los demás, alemanes o no. Críen a sus hijos según sus instintos, eso sí, pregunten y observen cómo visten las alemanas a los de ellas. Adopten lo mejor de esta cultura, pero cuiden muchísimo la propia, no olviden sus raíces. Y, sobre todo no dejen nunca, nunca de hablar a sus hijos en español. Cántenles y cuéntenles cuentos en español, porque de esa forma le estarán transmitiendo sus costumbres, sus recuerdos y su historia en el lenguaje del amor, en el que fueron criadas. En su lengua materna, el español.

No se agobien cuando sus hijos pequeños hablen mezclado o sólo alemán, sigan hablándoles en español, que ellos ya les contestarán en ese idioma tan especial que es el que sólo hablan con mamá. Tampoco se preocupen, cuando empiecen a escribir en español usando los sonidos del alemán, de a poco, si somos consecuentes y coherentes, irán hablando cada vez mejor, e incluso, con apoyo podrán escribirlo bien.

¿Cuales son tus datos de contacto y “links” a tus redes sociales?
Los invito a visitar mi librería en http://www.leolibros.de
También pueden seguir la fanpage de LeoLibros, donde hago recomendaciones, sorteos y es super fácil contactar conmigo http://www.facebook.com/leolibros.de o pueden seguirme en Instagram.
Además, en cuanto pueda retomaré las Newsletter, y volveré a hacer recomendaciones especiales para los suscriptores de LeoLibros.

logo leo libros

¿Qué les parece? Fantástico, no? Ahora no hay excusa para que nuestros hijos no lean en español! Mil gracias, Norah, por tu tiempo y dedicación a esta entrevista. Te deseo muchísimo éxito en este proyecto tan maravilloso y que ha venido a facilitar nuestra labor de padres hispanohablantes en el extranjero. Lo escucho una y mil veces, no es fácil que nuestros hijos aprendan un idioma que hablan con unas cuantas personas, pero tenemos que buscar medios y apoyo en libros, películas, círculos de amistades y porqué no, en el internet para que nuestros hijos vean que el español es un regalo que les abrirá mil puertas en un futuro. Y con LeoLibros ya tenemos una opción al alcance de nuestras manos para abrir el mundo al español!

Espero sus comentarios y el próximo mes no se pierdan la próxima entrevista!

 

Familia A BORDO!

Y no me refiero sólo a nuestra familia de cuatro integrantes, sino a TODA mi familia incluyendo padres y hermanos con sus familias respectivas. En total: 8 adultos y 8 nietos a bordo del barco MSC Seaside!

80c7fe8ba7694a9bbc4aea47c8cd0b09

Fue un sueño hecho realidad y que finalmente mi padre cumplió a sus 76 años de edad: sus tres hijos y nietos en un barco para convivir al máximo y divertirnos todos juntos como cuando hicimos un viaje similar hace 21 años. En aquel entonces ni yo ni mis hermanos estábamos casados y mis padres celebraron su aniversario de plata con nosotros en el Costa Victoria, que también recorrió el Caribe a lo largo de 7 días.

La familia se multiplicó y en lugar de 5, viajamos 16! La más pequeña de casi 2 años y el abuelo de 76. Una experiencia única que difícilmente volverá a repetirse y que por lo mismo, disfrutamos muchísimo. Uno de mis hermanos vive en Estados Unidos, el menor en México y yo en Alemania, así que las oportunidades de coincidir son cada vez más escasas y después de 3 años y medio volvimos a coincidir. Esta vez en Miami para abordar el crucero el 7 de julio, un día después de mi cumpleaños #45. Vaya manera de celebrarlo!

¿Qué cómo la pasamos? Fenomenal! A pesar de ser vecinos de camarotes, no estábamos todo el día juntos, sino que cada familia o por grupos de edad coincidíamos en la piscina, en el restaurante o en algún bar. Los niños iban y venían a los toboganes, el que quería podía tomar el sol, y otros coincidían para jugar dominó o cartas en algún rincón. Eso sí, a la hora del teatro todos íbamos juntos para después pasar al comedor principal y disfrutar la cena formal en familia: una mesa para los adultos y otra para los niños.

En un ambiente relajado, con el sol y la brisa del mar, pasé la mejor semana de mi vida con mis queridos padres, hermanos, y sobrinos sin olvidar a mi marido y mis hijas. La convivencia, los juegos y chistes, los cocktailes compartidos, la champagne para celebrar el cumpleaños #12 de nuestra hija pequeña, el bailar y conversar por horas, el conocer lugares nuevos en FAMILIA es lo mejor que existe!

Entre las islas que visitamos están: St. Maarten que todavía sufre las secuelas del huracán Maria pero donde disfrutamos unas horas de playa, bañándonos en agua cristalina, haciendo castillos de arena y paseando por las tiendas a la orilla del mar. Después bajamos en San Juan donde mi mamá y yo comimos con unas amigas puertorriqueñas que conocimos en Canadá, mientras que el resto del grupo conocía los lugares turísticos más importantes de la isla en un tour. Y por último, volvimos a Nassau, isla de las Bahamas que conocimos hace 21 años y que sigue igual 🙂 Ahí cada familia tuvo un plan diferente y nosotros nos fuimos a la playa más cercana e hicimos algunas compras de souvenirs.

Nuestras hijas no se cansaban de jugar con sus primos, cuidar a las más pequeñitas y de pasear por el barco con unos y con otros. Todos los días terminábamos rendidos pero felices! Y como si siete días no fueran suficientes, una vez de regreso a Miami nos quedamos 3 días más en un hotel para seguir conviviendo y conociendo Florida.

eaadf9b822354354b4ba233518ba0241

10 días maravillosos que quedarán grabados en nuestra memoria para siempre! No nos faltó salud, armonía ni alegría! Doy gracias a Dios por esta gran bendición y espero algún día se repita, que no podrá ser igual porque los niños crecen y pronto la nieta mayor será adulta, pero confío en que se vuelva a dar una oportunidad similar y pronto!

De los 10 días que pasamos antes en Florida y las dos semanas después que pasamos en México, les cuento en otra ocasión. Definitivamente el “highlight” del verano fue el crucero y no podía dejar de escribir al respecto. El barco que sirvió de escenario de este gran viaje es nuevo pero muuuuy grande: más de 5000 pasajeros! Pero de eso también les cuento en otra entrada para no entretenerlos más. Si algún día tienen la oportunidad de viajar con la familia, no descarten la idea de un crucero! Es fantástico!

Proyecto: Acción en Familia 2020 – 2

Hace unos meses escribí sobre mi participación en el proyecto “Acción en Familia 2020” que tiene como objetivo capacitar multiplicadores de habla hispana en el tema de prestaciones familiares en Alemania. A mediados de Mayo tuve la oportunidad de participar en el segundo seminario de dicho proyecto y no puedo dejar de compartirles todo lo que viví y aprendí ese fin de semana.

En esta ocasión el seminario se llevó a cabo en la ciudad de Schwerte, un poco más cerca IMG_3385de donde vivo en comparación a Königswinter que queda a 6 horas de Stade. Nuevamente viajé en tren para evitar el tráfico y el estrés de manejar más de 4 horas en viernes y a pesar de dos cambios de tren, llegué bastante descansada al lugar donde se llevaría a cabo el seminario. Esta vez eligieron una casa de retiros que me recordó muchísimo las casas del Opus Dei que conocí en mi juventud: muy austeras, nada de decoración, una capilla hermosa y mucho silencio.

Después del saludo de bienvenida cenamos en el comedor del lugar y posteriormente seguimos con el programa que incluyó la presentación de los participantes y de los resultados obtenidos en los pasados tres meses. Nuevamente participamos más de 40 personas de España y Latinoamerica y me dio mucho gusto conocer a otras 3 personas del área de Hamburgo con las que podré trabajar en el futuro.

El sábado fue un día muy pesado, lleno de pláticas, presentaciones y talleres… que casi me explota la cabeza con tanta información! Entramos en materia y nos dieron muchísima información sobre las prestaciones familiares como “Elterngeld“, “Elternzeit“, los derechos de la madre trabajadora y su protección legal, además de las ayudas familiares como “Kindergeld” y “Kinderzuschlag“. Recibimos muchísimos formularios traducidos al español para dichos trámites y nos presentaron un vídeo realizado por el Ministerio de Familia sobre estos temas en español!

Al final del día tuvimos una velada llena de juegos, cantos y baile! El idioma nos une de manera automática y a pesar de ser de diferentes países, casi todos conocen la letra de canciones de España, México o Colombia. Nos divertimos muchísimo al mismo tiempo que nos conocíamos mejor.

El domingo sólo trabajamos medio día porque todos tenían que tomar tren o carretera para volver a sus ciudades de origen. En equipos locales (dependiendo de la zona geográfica donde vivimos) definimos un pequeño plan de acción y nuestros objetivos para el próximo seminario que se llevará a cabo en octubre. Como saben, el trabajo de un multiplicador es informar a otros migrantes sobre lo aprendido y eso se hace por medio de talleres o reuniones de un par de horas. Con mucho gusto les informaré cuando hagamos uno en nuestra zona 🙂

JWWQ7040

De regreso tuvimos mucho retraso pero llegamos a casa sanas y salvas después de un fin de semana lleno de trabajo, aprendizaje, intercambio de ideas y alegría. Participar en este tipo de proyectos me llena de energía, optimismo y ganas de seguir aprendiendo para apoyar en lo que pueda a los nuevos migrantes que llegan a este país. Una labor sin fines de lucro pero que llena mi corazón de muchas cosas buenas!

Estoy a sus órdenes para cualquier duda o comentario!

 

Vídeo

Vídeo: Prestaciones familiares

Hace unos días participé en el segundo seminario del proyecto “Acción en Familia” y entre otras cosas recibimos información sobre las prestaciones que reciben las familias en Alemania. Así mismo nos presentaron el vídeo que les comparto a continuación que fue realizado por el Ministerio de Familia en español para explicar de manera rápida y sencilla dichas prestaciones.

 

Pronto les compartiré el detalle de lo que aprendí en el seminario. Sólo tenganme paciencia!

Estoy a sus órdenes para cualquier duda o comentario respecto a este tema 🙂

 

Primeros signos de la pre-adolescencia

“Se entiende como preadolescencia generalmente a la etapa de entre 10 y 13 años, es decir, la que abarca el desarrollo de la niñez a la adolescencia. En la preadolescencia, el niño experimenta cambios biológicos y sociales, así como transformaciones cognitivas que le van a permitir enfrentarse a las tareas intelectuales propias de un adulto, el comienzo de este período está caracterizado por la aparición de las operaciones concretas, mientras que lo que caracteriza su final es la aparición del pensamiento formal.”

Esa es la definición encontrada en internet y la etapa en la que me encuentro como mamá y por partida doble. Catalina acaba de cumplir 10 años y Victoria con 11 años y medio ya tiene rato en esta etapa llamada preadolescencia, aunque ella asegura que ya es adolescente 🙂

El nombre es lo de menos, lo interesante es como en tan poco tiempo mis niñitas han cambiado en lo que yo llamo “casi” señoritas. Aquí algunos ejemplos de las cosas que marcan la entrada a esta nueva fase:

– toda la vida ambas habían usado el mismo shampoo y jabón liquido a la hora de ducharse. Ahora, cada quien tiene uno distinto de acuerdo a sus gustos y necesidades y han invadido mucho espacio en el cuarto de baño con tanto bote distinto. Y como si eso fuera poco, de un día para otro ocuparon un espacio considerable en el armario con sus cremas, desodorantes, perfumes, etc.

IMG_1949

– los cambios físicos todavía son mínimos, aunque ya no tardan en llegar. Eso sí, están creciendo mucho y las facciones de la cara están cambiando considerablemente.

– en la casa nunca hemos sido de andar desnudos por toda la casa, pero tampoco de poner mil candados al baño, y como es baño compartido era normal entrar a lavarse los dientes mientras otro se bañaba, etc. Ahora? Imposible! Las niñas no permiten que se les vea desnudas ni medio segundo y bajo ninguna circunstancia. Sé que es normal, pero a veces me parece exagerada su reacción conmigo que soy su mamá!!!

– si los niños vuelven locos a sus papás con el interminable “porqué?” a los dos años, esperen a los “porqué?” de la adolescencia. Y no se trata de saber el origen de las cosas, sino de cuestionar cualquier NO a un permiso, deseo o capricho. Ahora más que nunca la frase de “es que todos….” es cosa de todos los días y se vuelve más difícil explicar porqué en esta casa las reglas son distintas.

– agregaría el tema de tecnología, pero creo que ya no es un problema de la pre-adolescencia ya que los niños tienen acceso a tablets y teléfonos celulares desde el jardín de niños.

– desde hace tiempo que dejé de comprarles ropa por mi cuenta porque mas de una vez tuve que devolverla porque no les gustaban “mis gustos”. Hoy en día es imposible que yo pueda elegir un lápiz, accesorio o detalle para mis hijas, ellas tienen la última palabra y no queda más que respetar sus gustos. Obviamente siempre doy mi opinión y todavía es posible convencerlas si lo que quieren comprar no es apropiado para su edad o no me gusta 🙂

SAMSUNG CAMERA PICTURES

Shopping

– en lo que todavía no han cambiado y que sigo aprovechando al máximo es en lo cariñosas que son. Aún puedo comérmelas a besos, apachurrarlas con mis abrazos y acurrucarnos por horas en la cama. Hace unos días Victoria me preguntó que qué pasará cuando se cambié de recámara al sótano (un plan para dentro de 3 años)? Qué si podrá venir a mi cama como hace cada mañana cuando se despierta… Me dio mucha ternura su pregunta y no quise decirle que seguro en 3 años no querrá acurrucarse conmigo a ninguna hora del día, así que solo le dije que “claro que sí!”.

Veremos como van cambiando hacia la adolescencia, apenas voy empezando y seguro me deparan muchas sorpresas. Lo más importante es disfrutar cada etapa y no perder de vista que todo es temporal, y que con la edad el tiempo pasa más rápido y por lo tanto pareciera que cada etapa es fugaz. En un abrir y cerrar de ojos han pasado de bebés a preescolares, y luego a niñas de primaria para brincar a la secundaria en otro parpadear.

Y para no olvidar tan bellos momentos en cada fase de sus vidas, escribo estas líneas que seguro me refrescaran la memoria en mi vejez 😉

 

 

Empieza la tortura

Nunca olvidaré mi primera visita al dentista en Alemania… era el mismo dentista de mi marido y después de revisar mis dientes y hacer la limpieza de control nos dijo muy serio a los dos: Ambos tienen problemas de mandíbula y si tienen hijos algún día, es casi seguro que ellos heredarán ese problema.

Palabras de profeta… De dos hijas, las dos tienen problemas de mordida. Vaya suerte!
Si escribiera sobre mis traumas dentales, seguro no terminaría nunca. Desde chiquita empecé con problemas porque mis dientes de leche no se cayeron de forma natural sino que tuvieron que ser extraídos con todo y raíz. Además, no tenía espacio para todos, así que me tuvieron que sacar dos colmillos de arriba. Gracias a Dios nací solo con dos muelas del juicio que dieron bastante lata al ser extraídas. Y a causa de los dientes y la mandíbula chueca usé todo tipo de frenos hasta casi los 18 años. Un desastre! Y yo no sé si no me corrigieron la mordida o qué pasó pero aún hoy en día uso un paladar para dormir.

Nuestras hijas empezaron a ir al dentista desde chiquitas para su control semestral y aunque era prematuro afirmarlo, la dentista nos comentó que seguramente las niñas necesitarían terapia dental.
Con la menor empezamos mal desde el principio, ya que al igual que yo los dientes de leche no se aflojaban y los nuevos empezaban a salir atrás, adelante o a un lado, por lo que siempre fue necesario ir al dentista para que se los sacaran.

Con la mayor no tuvimos ese problema pero desde la primera cita con el ortodoncista nos confirmaron la profecía del dentista de mi marido: la mandíbula no esta bien y después de sacar radiografías se pudo observar que tanto la de abajo como la de arriba están fuera de lugar. Así que el tratamiento incluye dos partes: un aparato extrabucal (AEB o headgear)  o lo que yo llamaba frenos de caballo porque yo también los usé, para meter la superior y un retenedor extraíble para componer la inferior.

Victoria debe dormir con ambos aparatos y traerlos dos horas durante el día. Al principio pensé que tendría que insistir o que tal vez no iba a querer portarlos, pero para mi sorpresa ha resultado muy aplicada y no ha habido necesidad siquiera de decirle nada, ella solita se los pone como parte de su rutina diaria y no ha tenido problemas para adaptarse a ellos.

El tratamiento durará aproximadamente un año y medio y el seguro médico cubre el 80% de los costos que ascienden a mas de 1500 euros, pero el 20% restante que pagaremos en este tiempo será reembolsado al término del mismo. Bendito seguro!!!

Sinceramente confío en que solo sea un año y medio de tortura y no toda la adolescencia como me pasó a mí. En los próximos meses sabremos el diagnóstico oficial de Catalina, que pinta similar o peor que el de la hermana mayor. Ya les contaré los detalles tan pronto empiece su tortura dental 😦

Primaria: Ciclo cerrado!

Parece que fue ayer cuando cerraba el ciclo del jardín de niños de mis hijas, que con solo un año de diferencia se me pasó muy rápido y de alguna forma pensé que la primaria tardaría mas.
Pero no, este verano he cerrado el ciclo de primaria después de 5 años. En septiembre del 2011 entraba nuestra hija mayor a la primaria con su ceremonia de Einschulung y su Schultüte entre los brazos para terminarla el año pasado. Será una desventaja tener a mis hijas tan seguidas que apenas un año después, todo se repite y eso significa que las etapas me duran tan poco? A finales de junio ha salido Catalina de la primaria y con eso digo adiós a una de las etapas escolares mas bonitas.
Como saben, el jardín de niños esta al lado de la primaria a escasas 3 cuadras de nuestra casa. Esa cercanía y el hecho de que la escuela es de barrio (muy pequeña) hicieron que la escuela fuera una extensión del jardín de niños, a donde ya no las tenia que llevar yo pero a la que se iban ellas solitas fuera caminando o en bicicleta.
Si se les olvidaba un libro, podían ir por él por la tarde. Las reuniones de padres de familia eran como reuniones de vecinos y al haber apoyado siempre en eventos o actividades escolares, conocía personalmente a todos los maestros.
Ahora las dos estudiarán en la secundaria de Stade, a donde pueden irse en autobús o bicicleta. De una escuela primaria de 100 alumnos estarán conviviendo con mas de 1000! Dos o tres maestros cubrían la mayoría de sus clases en primaria, y ahora tendrán casi una decena. Y el contacto personalizado será casi nulo, ya que los maestros dan clases en muchos grupos de diversos grados y los llegaré a conocer solo si tienen problemas académicos. Lo mismo pasará  con los padres de familia, a quienes a duras penas solo veré una o dos veces al año.
En estos 5 años disfruté:
–  las tardes de poca tarea, que incluían hacer algunas operaciones aritméticas o enunciados
–  asistir a los eventos de Navidad, verano o fin de cursos donde los niños cantaban alguna canción o mostraban sus trabajos manuales
– ayudar en las actividades de navidad haciendo galletitas, en el proyecto semanal haciendo manualidades o en las excursiones llevando a niños o apoyando a los maestros
– preparar sus loncheras para el recreo y esperándolas al mediodía para comer juntas

Definitivamente extrañaré mucho la etapa de primaria, pero estoy muy feliz de haberla disfrutado al máximo y ahora no queda mas que descubrir junto con mis hijas lo que esta nueva etapa secundaria traerá.
En esta escuela estudiarán 9 años, así que será una etapa larga y complicada porque mis hijas ya no serán niñas sino adolescentes y terminarán esta etapa como adultas. Si todo va bien, estaré escribiendo en el 2024 sobre el Abitur de Victoria y un año después sobre el de Catalina.

Dios las bendiga y me siga dando tantos bellos momentos en esta nueva etapa escolar 🙂

Proyecto : Educación en Alemania

Hace casi un año que quería escribir esta entrada y como suele suceder, el tiempo pasó y ya se terminó el proyecto! Mejor aún porque ahora puedo complementar la descripción del proyecto que era la idea original, con la experiencia adquirida en todos estos meses.

Dicho proyecto se llama  „Vielfalt nutzen – Bildungsqualität steigern“ (Aprovechar la diversidad, aumentar la calidad educativa). Y la meta es capacitar a personas migrantes pero con buen conocimiento del idioma alemán en el tema del sistema educativo alemán, con el fin de que dichos “expertos” al final de la formación puedan dar pláticas o resolver dudas a personas de la misma nacionalidad en su lengua materna.

blidungsystem

La capacitación se organizó en 9 módulos que incluyeron temas desde educación temprana hasta carreras técnicas, el rol de los padres, opciones de tiempo libre, la religión en las aulas, entre otros. Todas las sesiones se dieron en alemán por expertos en la materia, fueran directores de los diferentes planteles, psicólogos o profesores. En total los participantes y futuros expertos tuvieron que dedicar un total de 100 horas de clase repartidas en 15 sábados desde septiembre del año pasado hasta mayo de este año. Adicionalmente, como especie de prácticas cada participante impartió dos sesiones de 45 minutos en su lengua materna a personas interesadas antes de la clausura del proyecto que se llevó a cabo el pasado 18 de junio en el Ayuntamiento de la ciudad.

Mi participación fue dual… Primero como migrante hispanohablante y segundo, como experta en redes sociales y tecnología para el modulo de Comunicación y preparación de las pláticas.

El proyecto esta basado en otro parecido que existe desde hace años a nivel estatal en el rubro de Salud y que funciona exitosamente desde su implementación. El proyecto de educación se hizo a menor escala y contempló solamente nuestra ciudad Stade y alrededores, aunque la mayor parte de las pláticas se dieron a nivel estado (Niedersachsen). Desgraciadamente el sistema educativo en Alemania no es federal por lo que varía muchísimo entre Estados e incluso cada escuela puede elegir materiales, reglamentos u horarios a su antojo.

Más que para “graduarme” de mediadora, participé en el proyecto para aprender lo más posible la forma en que funciona la escuela en este país, ya que lo he ido conociendo sobre la marcha a través de mis hijas que ya están en secundaria. Aprendí muchísimo y ya iré escribiendo poco a poco en este blog de temas hasta ahora desconocidos para mí, como la inclusión de niños con discapacidad en las aulas, las escuelas técnicas y el rol de los padres en las escuelas y la política.

En la ceremonia de “graduación”, 24 personas nos convertimos en “mediadores” de educación. La alcaldesa de la ciudad dirigió unas palabras de bienvenida antes de entregar los diplomas a los participantes que provienen de todo el mundo y podrán explicar el sistema de educación en 14 idiomas, como el español, inglés, turco, ruso, árabe, entre otros.

 

 

 

Todo sobre movilidad urbana versión 3.0

Cada dos años en la escuela de mis hijas se dedican tres días al final del año escolar a la movilidad urbana (Mobilitätstage). Como se los escribí hace 4 años cuando conocí este proyecto, los niños de toda la primaria aprenden lo siguiente:

  • Primeros auxilios
  • Uso del autobús
  • Moverse en silla de ruedas
  • Características de una ambulancia y conocerla por dentro
  • Cómo se comunican y mueven los ciegos en una ciudad
  • Puntos a considerar al cruzar la calle

En aquel entonces nuestra hija mayor estaba terminando el primer año de primaria y no me percaté de lo que hacían los alumnos de 3ero y 4to en esos días, sino hasta hace dos años. Al buscar en las entradas viejas me dí cuenta que no escribí sobre los días de movilidad urbana hace dos años y creo importante complementar la entrada de hace 4 años con todo lo relacionado a la bicicleta.

IMG_0160_2

Sí, los alumnos de tercer y cuarto año sacan su “licencia” para conducir bicicleta en estos días y como nuestra hija menor la está sacando, es una buena oportunidad para escribir sobre ello. Normalmente escribo sobre las experiencias de Victoria, la mayor y todo se repite con la menor. Ya era hora de darle un poco de crédito a las experiencias de Catalina que son igualmente valiosas y que por vivirlas por segunda vez en tan corto tiempo parecieran menos importantes.

Como siempre, hace unas semanas recibimos una circular de la escuela donde se detallaba el concepto de “días de movilidad urbana”. Los niños no tienen clases en estos tres días (13-15 de junio) y solo tienen que llevar una mochila con su refrigerio y botella de agua, además de ropa adecuada al clima del día (crema solar y gorra si hace sol o ropa de lluvia).

IMG_0164_2

En esta ocasión les contaré del programa diario para los niños de 3ero y 4to solamente:

  • lunes -> los niños se van en su bicicleta a la escuela. Por supuesto tienen que llevar casco y se espera que la bicicleta esté en orden para pasar la prueba. En la escuela, un policía de tránsito revisa frenos, llantas y luces. Si todo está bien se les pone un pequeño sello en la bicicleta, de lo contrario los niños deben regresar caminando a casa y no usar la bicicleta para ir a la escuela hasta que ésta sea nuevamente revisada (de forma privada). Además, durante la mañana hicieron un paseo por el pueblo y bosque vecino de 5-6 kilómetros con todos los niños y profesores de la escuela a pie (senderismo).
  • martes-> Como Caty si pasó la prueba el día anterior, ya puede ir a la escuela en bicicleta todos los días. Se fue tempranito con su mochila y su casco para seguir aprendiendo, esta vez sobre:
    •  andar en muletas o silla de ruedas en la escuela
    • experimento con una sandía para ver las ventajas del uso de casco
    • cómo ser guiado por otra persona simulando la falta del sentido de la vista
    • vídeos sobre el punto ciego y las señales de tránsito
  • Miércoles -> este día estuvo dedicado al autobús. Les enseñaron de todas las precauciones que hay que tomar al subir y bajar del autobús, como comportarse dentro de él, las reglas de seguridad, etc. Y para que los niños vean lo que pasa cuando no se tiene cuidado en el autobús, todo lo simulan con un muñeco de peluche de tamaño de un niño! Incluso lo hacen todo tan real que el pobre muñeco termina casi arrollado por el autobús.

Tres días muy productivos y muy importantes en la vida de un niño alemán, ya que el andar a pie, en bicicleta o en autobús sera cosa de todos los días en su vida escolar y qué mejor que aprender de los expertos sobre las reglas de seguridad, los usos y costumbres y los peligros que se pueden encontrar.

Victoria realizó la prueba de bicicleta en tercer año, pero como este proyecto se repite cada dos años, a otros niños les toca hacer la prueba en 4to año como a Catalina. Solo podrá irse a la escuela primaria 7 días mas, los que faltan para salir de vacaciones de verano. Hizo corajes desde hace dos años porque Victoria pudo irse en bicicleta todo el 4to año pero ni hablar, fue cuestión de suerte! Ahora podrá irse en bicicleta a la secundaria si así lo desea, pero definitivamente es más cómodo tomar el autobús ya que son 7 kilómetros de ida y otros tantos de regreso. Pero ya veremos como se organizan las hermanitas que ahora visitaran la misma secundaria y al menos este año tendrán el mismo horario.

IMG_0155_2

Sea en autobús o en bicicleta puedo estar tranquila y confiar en que han aprendido todo lo necesario para ir y venir de la escuela de forma segura. Accidentes siempre hay, así como distracciones y descuidos tanto de mis hijas como de los demás, pero no por eso voy a llevarlas o traerlas en coche a la escuela. La vida esta llena de riesgos y el camino a la escuela es solo una forma simple de ver que nuestras buenas o malas decisiones pueden tener consecuencias. Hay que seguir las reglas, cuidarse y respetar a los demás! Además, el irse en autobús implica aprender puntualidad y organización de tiempo, y si se deciden por la bicicleta añadimos el factor deporte que también es muy importante. Eso sin mencionar que yo tengo mas tiempo para el quehacer, para mí o para el trabajo… Ya es suficiente con ser taximama por las tardes y eso poco a poco también irá desapareciendo 😜

Una tarde reciclando libros

Con motivo de su décimo aniversario, la biblioteca local organizó una serie de eventos y actividades para sus usuarios. Conferencias, juegos, lectura de libros y un “workshop” para reciclar libros formaron parte del programa.

Esta última actividad me llamó mucho la atención e inmediatamente me inscribí junto con nuestras hijas, ya que estaba planeado para niños mayores de 10 años y adultos.

A las tres y media de la tarde de un frío jueves el director de la biblioteca explicó al público presente (unas 20 personas) en que consistía la técnica de  “Doblar libros” (Bücher falten) y nos mostró algunos ejemplos. Una excelente forma de reciclar libros viejos que ya leímos y que no sabemos donde guardar, o simplemente para relajarnos y crear una verdadera “obra de arte”.

Según nos explicaron es importante elegir el libro adecuado para la técnica que queramos implementar. Hay que fijarse bien en el tipo de papel, que no sea demasiado delgado ni fácil de rasgarse. En algunos trabajos será necesario quitar las tapas o cubiertas del libro y en otros, estas mismas tapas son necesarias para sostener la obra terminada.

Hay técnicas sencillas que solo consisten en doblar hojas de forma alternada o el libro completo en una forma particular. Pero hay otras que requieren el uso de un patrón para medir exactamente donde hacer el doblez o dobleces de cada hoja.

IMG_1941IMG_1947

Mis hijas eligieron la forma de “diamante” mientras que yo me decidí por el “corazón” sencillo. El director ayudó a mis hijas a elegir los libros ideales para sus diamantes: con capas de papel que rápidamente quitó y un mínimo de 200 páginas. Para mi corazón era necesario elegir un libro con capas duras y un mínimo de 340 páginas.

Y manos a la obra! En una hora y media de trabajo no terminamos ni la mitad, pero en la casa nos sentamos otras dos horas para finalmente poder admirar nuestras creaciones terminadas:

Es importante aclarar que este trabajo consiste en SOLO doblar todas las hojas de los libros y ninguna página se recorta, aunque en algunos ejemplos arriba así lo parezca. Eso sí, se requiere mucha paciencia porque para formar una palabra como en la foto (Moin) se llegan a invertir de 6 a 7 horas de trabajo.

Hay muchos libros relacionados a este tema y en internet pueden encontrar los patrones, fotos e ideas. A mí me encantó y creo que a mi papá que estará de visita pronto también le gustará.

Así que si no saben que hacer con libros viejos que ni siquiera las bibliotecas o conocidos desean recibir, aquí tienen una linda forma de reciclarlos y adornar una esquina de su casa 🙂

IMG_1944

 

Adiós a los guardianes!

Hace algunos años escribí sobre la película de los Guardianes y cómo nuestras hijas de 6 y 7 años todavía creían en ellos. Me refiero al conejo de Pascua, Papá Noel y el hada de los dientes. Tarde o temprano iba a llegar el día en que Victoria y Catalina dejaran de creer en estos personajes de fantasía que traen regalos en Pascua, Navidad o cuando se caen los dientes. Y ese día llegó!

El primero fue Papá Noel en la navidad pasada… No hubo necesidad de una explicación oficial, ya que desde el año anterior ya sabían la verdad pero se jugaba con el nombre y seguíamos simulando la llegada sorpresiva de regalos. La costumbre de los diferentes horarios se mantuvo, pero esta vez se dijo específicamente que los regalos que se recibieron el 24 por la tarde eran de los abuelos y los del 25 por la mañana de papá y mamá. Y el mito de Papá Noel, Santa Clos o “Weihnachtsmann” desapareció en un abrir y cerrar de ojos…

Después le tocó el turno al hada de los dientes, que aunque ya no creían en ella seguían recibiendo regalitos. Recuerdo cuando nuestra hija mayor nos preguntó que hasta cuando recibirían “sorpresitas” debajo de la almohada a cambio de sus dientes, y la verdad es que no tenía idea si había alguna regla en particular, así que simplemente contesté que el hada de los dientes les traería un regalito solamente por los primeros 10 dientes que perdieran. Me parecía un número razonable y no sabía hasta que edad pasaría eso, pero como todo en la vida, el mes pasado se cayó el diente número 10 a nuestra hija menor y automáticamente perdí el trabajo de “hada de los dientes”. Ya no habrá sorpresita, ni moneda (cuando el hada no estaba preparada con regalito), ni entradas a media noche para dejarlas debajo de su almohada sin que lo notaran. Cómo lo voy a extrañar!

Y por último le ha tocado al conejo de Pascua. Esta Pascua hemos decidido cambiar los regalitos por un billetito para que las niñas compren lo que ellas deseen y juntando lo de los abuelos y lo nuestro puedan comprar algo más grande o simplemente ahorrarlo. Como sucedió la Navidad pasada, no hubo explicación oficial, simplemente se entregaron tarjetas firmadas por nosotros o los abuelos y automáticamente el Conejito pasó a mejor vida.

He de confesar que no estaba preparada psicológicamente para este momento y menos para que todo sucediera en menos de tres meses. Sabía que el momento llegaría, pero creo que en mi interior no quería que llegara. Obviamente el hecho de que nuestras hijas no crean más en Papá Noel o el conejo, no quiere decir que no habrá sorpresas, ni que dejaremos de esconder regalos entre arbustos en Pascua pero lo que ya no veré más es esa carita de incredulidad, esa inocencia ni escucharé más eso de “Mamá, pero viste los Renos?”, o “Mamá, yo sí vi al conejo pasar rapidísimo en el jardín”. No sé quién disfrutaba más de esos cuentos de fantasía, si mis hijas o yo al verlas.

Y junto con la desaparición de estos hermosos personajes de fantasía, mueren también las hadas, sirenas y princesas. La fase de magia, ensueño y fantasía ha terminado y ahora toca prepararme para la adolescencia, que seguro tendrá su lado bonito y positivo (quiero creer que si hay algo bueno en la adolescencia, jiji). Fui una mamá pro-cuentos, castillos y disfraces. Mis hijas crecieron entre unicornios, el color rosa y sus princesas, incluso las conocieron en persona cuando visitamos Disney. Volví a ser niña a su lado y no lo voy a negar, fomenté esa fantasía porque sabía que era una etapa corta que valía la pena vivir. Mi marido criticaba el exceso de juegos, caricaturas y cuentos de fantasía, pero más de una vez le hice ver que esa imaginación e inocencia no duraría para siempre. Respeto a mis amigas “anti-princesas” y no sé si mis hijas tengan problemas en un futuro por haber creído en un mundo color de rosa, en donde la mujer es sumisa, cree en el príncipe azul y es feliz con un montón de hijos. Pero dudo que los cuentos y juegos de su infancia tengan un lugarcito en sus agendas en el mundo de hoy. Vivieron su niñez al máximo, creo que fueron felices y recordarán esos disfraces y momentos como algo divertido y talvez cursi. Eso es todo.

Como mamá, no me queda más que atesorar todos estos recuerdos y revivirlos al ver las fotos y videos. En menos de lo que imaginé, ya sueñan con tacones, maquillaje y ropa de moda. Están entrando en la etapa que todo parece infantil y quieren ser “grandes”, es decir jóvenes o adultas, pero para mí siguen siendo niñas.

De los “guardianes” pasamos a los “peligros”, y pido a Dios que no desaparezca a los “ángeles guardianes” que son mas necesarios que nunca 🙂 También le pido me mande sensatez, cordura, paciencia y muchas cosas más para seguir acompañando a estas princesitas que ya sueñan en ser señoritas. Porqué tienen que crecer tan rápido??? me pregunto yo…

 

Examenes y calificaciones

El miércoles 27 de enero se entregaron calificaciones semestrales y salieron temprano en las escuelas de nuestro estado Niedersachsen, adicionalmente como es costumbre tuvieron de vacaciones el jueves y viernes. No pregunten porqué, pero al parecer los niños tienen mucho que celebrar, o llorar o descansar después de recibir las notas y qué mejor que tener dos días para hacerlo. (Es broma!)  No en todos los estados de Alemania tienen dos días, sino una o dos semanas y se les llama “Winterferien”, es decir vacaciones de invierno justo un mes después de las vacaciones de Navidad. Muchas familias alemanas disfrutan estas vacaciones esquiando en las montañas.

En Alemania en las escuelas primaria y secundaria (hasta décimo año, después de décimo no estoy segura) se entregan calificaciones dos veces al año: la primera a finales de enero y la segunda antes de salir de vacaciones en verano. Dependiendo del grado y tipo de escuela, se entregan notas (1 a 6) o un reporte escrito con las metas alcanzadas en dicho período. Como se los he comentado en otras ocasiones, el documento incluye el número de faltas justificadas y no justificadas, las notas en las diferentes materias y algunos comentarios adicionales.

Ahora bien? Qué se toma en cuenta a la hora de poner una nota? Como en México, se toma en cuenta los resultados de los exámenes, tareas y participación oral pero hay algunas diferencias que quisiera resaltar:

  • en general se tiene un número determinado de exámenes a presentar en el año dependiendo de cada materia.
  • Hay dos nombres para los exámenes: el llamado “test” que puede ser un examen sorpresa, un dictado de inglés o una prueba de control sobre un tema determinado. Son cortos y no necesariamente se avisa la fecha exacta en la que se llevará a cabo. Por otro lado está el “Arbeit/Proben” que es un examen en forma y se contesta en 1 o dos horas de clase. Se avisa previamente su fecha y se indican los temas a evaluar.
  • En general no debe presentarse más de un “Arbeit/Proben” en un día, ni más de dos en una semana. Tampoco es permitido tener un examen el primer día de clases después de un período de vacaciones o puente.
  • En caso de estar enfermo o no poder presentar un examen el día planeado, se debe presentar después pero se tiene que tomar en cuenta el punto anterior, es decir no debe coincidir con otro examen el mismo día ni ser el tercero en una semana.
  • Hasta ahora puedo decir que en promedio mis hijas no han tenido más de 2 o 3 exámenes por materia en el semestre. En inglés y alemán suele haber dictados esporádicos (considerados “Test“), pero no llegan a ser más de dos por mes. Y normalmente los exámenes no son acumulativos, así que en mayo-junio no evaluarán lo que ya se presentó en exámenes en el primer semestre.
  • Una semana antes de la entrega de calificaciones, se hace una reunión de maestros llamada “Zeugniskonferenz” donde se discuten los casos difíciles o extraordinarios de cada salón de clase. En el caso de Niedersachsen, siempre participa un padre de familia en la primaria y en la secundaria, un padre de familia y dos o tres alumnos elegidos previamente por su clase.
  • En dicha reunión se mencionan los alumnos que han obtenido 5 o 6 (reprobado) y aquellos que tienen problemas de conducta. Esa información es confidencial y los alumnos que asisten no deben comentarla con sus compañeros. Tanto los padres como alumnos invitados deben estar de acuerdo con el informe de la reunión.
  • La participación oral en clase que incluye el hacer tareas, buena conducta y trabajo en el salón forma parte del 60 o 70% de la calificación final. Así que no basta tener buenas notas en los exámenes sino también cumplir con las tareas, participar activamente en clase y portarse bien.
  • Cada maestro controla las tareas de forma distinta, pero en general no se califican y sólo si no se hacen, se indica en una tabla en la agenda escolar del alumno y tiene que firmarse al final del mes por parte de un padre de familia y el maestro (Klassenlehrer).

IMG_0104

  • Las calificaciones de primaria se entregan a los niños y se acumulan en un legajo que se guarda en casa. El reporte debe ser firmado por un padre de familia y el niño lo lleva después de las vacaciones para que el profesor vea dicha firma. Es decir, se cercioran que los padres están enterados de las calificaciones.
IMG_0103

Gesehen= Visto

  • Se utiliza un legajo de calificación por etapa escolar, así que al final de la primaria dicho legajo contendrá 8 reportes de calificaciones (2 por año). A mi hija mayor le entregaron uno para la secundaria que tiene la foto de la escuela en la portada, muy parecido al de la primaria 🙂

IMG_0100

Hace dos años les contaba sobre las primeras calificaciones de Victoria que obtuvo un promedio de 2. Este semestre no le fue tan bien como esperábamos, pero considerando el cambio a una nueva escuela donde todo ha sido diferente y mucho más difícil no está tan mal. Veremos como termina el año. Catalina por su parte ha traído a casa las mejores calificaciones hasta ahora y ha sacado un 1 en inglés que nos ha hecho muy felices. Parece que le gustan los idiomas 🙂

IMG_0102

Calificaciones de primaria (4to)

IMG_0101

Caflificaciones de secundaria (5to)

 

 

 

 

 

 

 

Como siempre aclaro que esta es mi experiencia muy personal y que algunas cosas pueden variar de Estado a Estado, sobretodo en el sur de Alemania, donde sé que son un poco más exigentes al hablar de tareas y evaluaciones.

No sé como sea ahora en las escuelas mexicanas, pero en mis tiempos esta cantidad de exámenes me hubieran causado risa. Todavía me acuerdo de los semanales, mensuales, bimestrales, semestrales y los peores: los finales! Eso sin contar los exámenes sorpresa, los rápidos, etc. Definitivamente voto por el sistema alemán en este tema, menos estrés y más valor a la participación oral. A final de cuentas todo eso que se memoriza, muchas veces se olvida con el paso del tiempo, o no?

 

 

Como el agua y el aceite

Como saben nuestras hijas solo se llevan 18 meses de diferencia entre ellas y por muchos años parecía que tenía gemelas. La diferencia de tamaño era mínima y compartían gustos, hobbys e incluso amigas. Jugaban con los mismos juguetes, escuchaban la misma música y les gustaba vestirse iguales.

Pero desde el verano pasado, cuando la mayor terminó la primaria todo ha empezado a cambiar y aunque todavía comparten muchas cosas, poco a poco se van definiendo mejor sus personalidades y me doy cuenta que son como el agua y el aceite, a pesar de tener la misma educación y crianza.

Para empezar ya es raro que se vistan iguales y desde este año he dejado de comprarles ropa sin su consentimiento para evitar disgustos. Victoria, la mayor, es conservadora y podríamos resumir su estilo como “sweet” o tierno. Le gustan los tonos claros, su color favorito es el turquesa y el rosado todavía ocupa un lugar importante en su guardarropa. Lleva el pelo corto y prefiere algún broche pequeño o una diadema discreta para adornar su cabeza. En cambio la pequeña, Catalina, prefiere flores grandes y broches llamativos. Su color favorito es el morado y su estilo es mas bien “moderno”. Colores fuertes, contrastes y el “animal print” no pueden faltar en sus outfits. Además, es muy coqueta y busca siempre un collar, pulseras o un bolso que combine al salir de casa.

A la hora de hablar de dinero no podrían ser mas diferentes. Victoria disfruta mucho el ir de compras y el dinero se evapora entre sus manos antes de que se dé cuenta. Sean su ahorros semanales o un regalo en efectivo, tiene que gastarse cuanto antes, aunque sea en un pequeño accesorio. Por el contrario su hermana Catalina es mucho mas ahorradora y no le gusta perder tiempo en tiendas de ropa. Ella prefiere guardar el dinero para cosas más grandes, tecnología o simplemente tener el dinero en su alcancía para lo que pueda antojarsele.

En general las dos comen de todo pero poco, por eso están tan delgaditas. Victoria es fan de los chocolates, entre más amargo mejor (como su abuela materna) y Catalina como yo no lo come nunca, ella prefiere las gomitas o chiclosos. Catalina podría comer ensalada todos los días y a toda hora, mientras que Victoria odia la lechuga. Ambas son frijoleras y serían felices con tortillas a diario. No son muy carnívoras pero dudo que algún día se conviertan en vegetarianas. De tomar, la mayor es feliz con agua mineral mientras la pequeña prefiere jugos o refrescos.

Como ya se los he comentado en otras entradas, Catalina es una “hacker” de nacimiento. La tecnología es parte de su vida y encuentra formas de descifrar passwords o desbloquear barreras para jugar, entrar a internet, etc. Ella sería feliz con una computadora, iPad o consola las 24 horas del día a su disposición. Por el contrario, a Victoria todo eso le llama poco la atención. Juega y usa la computadora pero a discreción y ni el whatsapp la ha obsesionado. Incluso pueden pasar días sin usar su teléfono móvil, tableta o jugar en el Wii y ella es feliz pintando y diseñando vestidos para sus muñecas.

En cuanto a hobbys, ya no comparten ninguno como lo hacían antes. Victoria va al ballet mientras que la pequeña toma clases de jazz. Mientras que la mayor dibuja o escribe en su diario, la menor compone canciones o coreografías para bailar. Lo único que tienen en común es ir a los “scouts” (niños exploradores) que ven más como obligación que como pasatiempo. Más de una vez han tratado de convencernos de que las saquemos, pero tanto mi marido como yo estamos convencidos de que les hace bien y seguirán ahí otro par de años. Tal vez algún día les termine gustando, jiji.

Y no es que alguna vez haya pensado que podrían tener los mismos gustos o ser iguales, pero no deja de sorprenderme la cantidad de cosas con las que uno nace y que independientemente de compartir educación, padres, cultura, tradiciones, y escuela nos hacen tan distintos unos de otros. Este tema ya me sorprendía al ver a mis dos hermanos, pero al llevarse 4 años de diferencia creí que era por la edad. Nuestras hijas se llevan sólo 18 meses y no podrían ser más distintas.

En fin, sólo quería escribir un poco de sus personalidades que poco a poco se van definiendo y que no cabe duda, se van complementando más y más, porque de eso estoy segura: siguen siendo las mejores amigas del mundo!

 

 

Navidad en la escuela

La Navidad se acerca y las escuelas alemanas empiezan una serie de eventos  y actividades para no pasar esta época desapercibida. En el jardín de niños también se preparan y las actividades son muy similares, pero ahora me concentraré en las de la escuela primaria.

Como siempre les contaré mi experiencia personal en la escuela de mis hijas que es pequeña y de “pueblo”, pero creo que en la mayoría de las escuelas sucede algo muy parecido.

– Calendario de adviento… al empezar diciembre, se acostumbra tener en cada casa un calendario de adviento como se los comentaba en otro post. En la escuela no puede faltar tampoco esta tradición y se hace de una manera sencilla con la colaboración de todos los niños. Cada niño debe llevar un regalito unisex de máximo dos euros ya envuelto y dependiendo del número de niños, el profesor calcula cuando entregarlos a lo largo del mes si no son 24. Todos los regalos se cuelgan en una cuerda que atraviesa el salón y cada mañana se hace un pequeño juego o sorteo para ver quién saca el regalito del día. Los lunes a veces se sacan uno o dos regalos extras del fin de semana.

En la secundaria esta tradición ya no se hace, pero al menos en el salón de Victoria se organizó un “amigo secreto”, donde cada niño comprará un regalito de máximo 5 euros para un compañerito, cuyo nombre ha sacado previamente y que se entregará unos días antes de salir de vacaciones de Navidad.

– Manualidades… Cada año cada maestro invita a madres de familia ( o padres) para que ayuden durante una mañana en la elaboración de manualidades junto con los niños. Dichas manualidades servirán para decorar el salón de clases, la escuela o para que las lleven a casas y decorar su habitación o sala.

Normalmente el maestro busca 3 o 4 ideas diferentes y adecuadas a la edad de los niños, compra o consigue el material necesario y hace una muestra. Obviamente ese día no hay clases y los niños solo llevan su lonche y bolsa con útiles escolares.

IMG_0712 IMG_0713 IMG_0714

Las madres llegan a las 8 y en cada salón de clases, el maestro explica las manualidades a realizar esa mañana y los niños se separan en grupos dependiendo del número de manualidades. En realidad cada niño tendrá que hacer todas las manualidades y los grupos irán cambiando de estación a lo largo de la mañana. Las mamás se encargan de un solo proyecto y ayudan a los niños a recortar, pintar o pegar si tienen dificultades.

Al final todos los niños, maestros y mamás se reúnen en el foro de la escuela para presentar sus trabajos al resto de los niños.

IMG_0717 IMG_0716

Este año me apunté para ayudar ya que es el último año de nuestra hija menor en la escuela primaria y era la última oportunidad para mí de participar en este tipo de eventos. Es una experiencia muy bonita, porque además de apoyar, se conocen a todos los compañeritos de clase y se ve de cerca como es la vida escolar en Alemania. 100% recomendable!

– hornear galletas… Cada jardín de niños y escuela tiene una cocina con varios hornos, así que cada año es tradición que los niños hagan galletas de Navidad. La cocina no es tan grande, así que cada salón planea un día de diciembre para dicha actividad. Otra vez, no hay clases y varias mamás ayudan tanto en la elaboración de las masas que mandan ya listas a la escuela como en la horneada ese día. Se hacen grupos pequeños y los niños recortan las galletas y las decoran una vez horneadas. Qué hacen con tantas galletas? Pues hay dos opciones, una es que se comen en la fiesta navideña (siguiente punto) que organiza el salón de clases o se comen durante la pausa y si al final sobran, se le entrega una bolsita a cada niño para que la lleve a casa.

IMG_0715

Cabe mencionar que “hornear galletas” es un “MUST”, es decir, no hay niño en Alemania que no haga al menos una vez galletas cada diciembre de su infancia. Porque si no las hace en el jardín de niños o la escuela, las hará en los “scouts”, en los grupos de niños que se juntan una vez por semana, o en casa. Hay incluso una canción muy famosa que se llama “In der Weihnachtsbäckerei”  que ilustra los incidentes que pasan en una tarde cualquiera al hornear galletas 😉

Incluso en el mercado de Navidad de un pueblo cercano me encontré un puesto donde los niños pueden hornear sus galletas, y ahora que me acuerdo en Hamburgo también hay un barco estacionado en el lago Alster, donde los niños pueden hacer galletitas. Así que no hay excusa, aún los turistas pueden hacer galletas en Alemania 😉

IMG_0767

– Fiesta navideña… cada salón es libre de organizar su fiestecita y hasta ahora nunca me ha tocado una de la escuela completa. (Lo mismo sucede en el jardín de niños o en la secundaria.) Normalmente se lleva a cabo por la tarde en el mismo foro de la escuela, a donde asisten los niños con sus papás y hermanos a eso de las 3 de la tarde. Cada familia lleva algo para merendar: galletas, pastel, nueces o mandarinas y para tomar: té, jugo y café. Entre todos colocan sillas y mesas que se sacan de los salones de clase y se adornan las mesas con servilletas y veladoras. Después empieza el programa navideño, en el que los niños presentan canciones, poemas o alguna obra de teatro sencilla. No hay vestuarios, disfraces ni escenografía. En todo caso se ve a alguien con cuernos de reno, una barba de Santa Clós, un reproductor de música o si el profesor toca algún instrumento (como el de Caty), acompaña con guitarra o teclado. Todo es muy sencillo, pero hecho con amor. Después de merendar, todos recogen y a más tardar a las 6 de la tarde se da por terminada la reunión.

 

Y eso es todo. Como pueden ver la Navidad es bella aún de forma sencilla y se disfruta muchísimo sin necesidad de gastar mucho. Otra cosa que vale la pena mencionar es que es raro llevarle regalos a los maestros, ya que se presta a malos entendidos. Pero como yo soy muy mitotera, siempre les mando un platito con galletas o dulces. Lo mismo hago con las maestras de baile o música de las niñas, donde se acostumbra un poco más. Peeeeero siempre algo muy pequeño e impersonal como chocolates o galletas.

Les deseo un maravilloso tiempo de Adviento, en el que el estrés no se apodere de nuestro tiempo y sin olvidar el verdadero significado de la Navidad 😉

A %d blogueros les gusta esto: