El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania… sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Un año sin Facebook

Lo que empezó como una idea loca, se convirtió en una forma de vida 🙂 Y es que el año pasado decidí desinstalar el facebook de mis dispositivos móviles (Iphone y ipad) con tan buenos resultados que ya no lo volví a instalar!

No voy a negar que algunas veces me han dado ganas de instalarlo de nuevo, pero mi fuerza de voluntad ha sido mayor y he aprendido a vivir sin esa necesidad de postear cada cinco minutos lo que pasa en mi vida.

Sí, sigo siendo usuaria de Facebook pero solamente desde mi laptop que se encuentra en la oficina de mi casa, específicamente en el sótano por lo que tampoco la tengo “a la mano” todo el tiempo mientras cocino, como o estoy con mis hijas. Mucho menos la tengo en mi recámara, cosa que llegó a suceder en mis peores tiempos de adicción al facebook.

Sí, sigo viendo ventajas de ser parte de esa red social pero el desinstalarla de mis dispositivos móviles fue la única forma de poner un límite a su uso. Antes de mis vacaciones a Italia el año pasado hice el experimento varias veces y traté de limitar el uso de facebook a los tiempos de espera, por ejemplo en el médico o mientras empezaba la función de cine. Pero no funcionó! Incluso lo checaba mientras esperaba en un semáforo o mientras mis alumnos estaban ocupados con una tarea en grupo.

Sí, al principio fue difícil y así como los adictos a las drogas o al alcohol me entraba una especie de ansiedad por no leer en “tiempo real” lo que hacían mis amigos  en un día festivo o las reacciones de mis conocidos a una noticia internacional. Pero con el tiempo aprendí a que no pasa nada si no me entero inmediatamente de lo que pasa en el mundo, con checarlo una vez al día o cada dos días es suficiente para dar mi opinión o un “like”, enviar mis felicitaciones por bebés recién nacidos, cumpleaños o graduaciones.

Sí, seguiré sin la aplicación de FB en mis dispositivos móviles y seguiré disfrutando de mi familia, mi tiempo libre y mi vida sin el vicio a dicha red social. Tengo Whatsapp en mi teléfono celular y he notado que con esta aplicación es más fácil controlarse, así que el chatear no ha afectado todavía mi vida diaria de tal forma que tenga que tomar medidas más drásticas.

Nunca pensé que podría vivir sin el FB en “tiempo real”, pero lo logré y estoy muy contenta con haber tomado esta decisión. Además, he limitado mi número de contactos a 200 (en lugar de los 500 que algún día llegué a tener) y he dejado de seguir muchos medios de comunicación que no hacían más que compartir malas noticias.

Algunas veces hay que desconectarse para conectarse como lo muestra este lindo video:

 

Anuncios

Comentarios en: "Un año sin Facebook" (1)

  1. Admiro tu fuerza de voluntad para dejar esos vicios como lo es el facebook

    Me gusta

Gracias por tus comentarios.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: