El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania… sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Archivo para marzo 12, 2014

Sigue la preparación de primera comunión…

No he tenido tiempo de escribir sobre las últimas tres reuniones de catecismo, donde como saben soy catequista y mis dos hijas se preparan para su primera comunión. Pero por otro lado no quiero dejar de escribir lo que tanto mis hijas como yo hemos aprendido en estos días.

Finalmente, quedaron 45 niños y 4 grupos de catecismo. Y para evitar problemas el día de la primera comunión, dos grupos la harán a las 9:30 de la mañana y los otros dos a las 11:30. La iglesia no es muy grande y realmente 45 niños en una sola misa hubiera sido caótico.

Como les conté hace algunos meses, el curso de preparación consta de 6 sábados y de la primera reunión les escribí el pasado octubre. La segunda fue a finales de noviembre y el tema central fue Dios y en particular Jesús.
Justo con el inicio del Adviento, el tema quedaba perfecto para hablar sobre el nacimiento y la vida de Jesús. Además se leyeron diferentes segmentos de la biblia donde se identifica a Dios en la zarza ardiente, o como el Buen Pastor.
Además el párroco explicó sobre el día de San Nicolás que se celebra en Alemania el 6 de Diciembre y cada niño recibió un chocolate en forma del famoso santo.

San Nicolás
Vida de Jesús

La tercera reunión fue en enero y el tema principal fue “Los Sacramentos”. Se habló a detalle de cada uno de ellos y de los símbolos que los caracterizan. Y los niños pudieron oler y sentir el aceite que se usa en bautizo, probar el pan de la primera comunión y conocer los aceites que se usan en la unción de los enfermos.
Además aprovechando la ocasión y el tema, dos niños que harán la primera comunión recibieron el sacramento del bautismo en una ceremonia especial, donde todos los niños pudieron participar.

Hostia
Aceite  
Bautizo

 La cuarta reunión fue el mes pasado, en Febrero teniendo como tema central: La santa Misa. Se habló sobre las partes de la misa, del pan y del vino y su consagración. Para ilustrarlo mejor, la coordinadora llevó granos de trigo y algunos niños pudieron molerlo para obtener harina. Al final de la reunión a cada niño se le entregó una hogaza de pan para compartirlo a la hora de la cena con la familia.

Pan

Moliendo granos de trigo

Sigo aprendiendo con los niños… no es que haya cosas que no conozca sobre estos temas, me refiero a la forma en como se transmiten los temas y que a los niños no se les insiste en memorizarse nada ni en meterles esos miedos con los que se crece en México. Que si el pecado, el infierno, comulgar sin confesarse, etc. Tengo mucha curiosidad de cómo se tocará el tema de la confesión la próxima semana en la quinta reunión. Hasta ahora el párroco lo ha manejado muy por encima y nos comentó a los catequistas que más que una confesión sería una charla con cada niño. (???) Y talvez tenga razón, pues que pecados puede tener un niño de 9 años. El pelearse con sus hermanitos o no obedecer a su mamá? Bueno, esos eran los “pecados” que teníamos que confesar cada mes cuando yo hice la primera comunión.

Sólo quedan dos reuniones antes de la primera comunión y los preparativos siguen. Esta semana se entregaron las últimas invitaciones, los vestidos y zapatos ya están listos, y el lugar donde será la fiesta ya está reservado. Sólo falta esperar a los invitados de honor que llegarán pocos días antes desde Monterrey y terminar la preparación.

Espero tener tiempo de escribir sobre los siguientes temas y por supuesto sobre la celebración mas importante del año para mis hijas. Será todo un acontecimiento y ya les contaré los detalles, aunque sea un poco después de la fecha.

Amor de hermanas 2

Hace un par de años escribí una entrada sobre el amor de hermanas que he descubierto en mis hijas. Yo no tengo hermanas, así que a través de mis dos hijas ahora conozco lo que significa tener una.
Las cosas no han cambiado mucho desde entonces, siguen siendo las mejores amigas, cómplices y compañeras de juego, baile, manualidades y excursiones.
En enero fuimos al cine a ver la nueva película de Disney “Frozen” y desde entonces son Elsa y Anna, dos hermanas inseparables. Curiosamente han tomado los papeles invertidos, siendo la mayor Anna que interpreta a la hermana menor en la película. Y Catalina es feliz jugando a ser la “Reina de Hielo”, la hermana mayor con su trenza casi blanca y sus poderes especiales. Para el carnaval compraron sus pelucas y con un poco de creatividad y algunos trapos viejos han confeccionado su disfraz completo.
Anna y Elsa
A veces me pregunto cómo pueden quererse tanto? Además de ser cariñosas, algunas veces rayan en lo empalagoso. Se abrazan, se dan besos a cada rato y últimamente duermen juntas en una cama individual. Hasta hace algunos meses se quejaban de compartir la misma habitación, cosa rara en Alemania. Pero como no hay más habitaciones en la casa, tuvieron que aceptar nuestra explicación y hacerse a la idea de que compartirán una sola recámara por un tiempo.
No pasaron ni dos semanas, cuando comenzaron una nueva rutina…. la hermana mayor le lee a la menor y después no se cambian de cama sino que se quedan dormidas en una sola. Y es casi a diario! Eso sí, a veces es en la cama de una, y otras noches en la otra.
 

Cada una sigue con su personalidad y su carácter muy particulares. La mayor un poco introvertida y sentimental, la menor más abierta y divertida. Sólo se llevan un año en la escuela y comparten algunas amigas, pero raras veces juegan con las mismas amiguitas fuera de la escuela.

Por las tardes toman clases por separado. La menor, va a clases de música, y las dos asisten a clases de ballet pero en grupos separados. Y este año siguen con la preparación de primera comunión, que a pesar de haber insistido en que estuvieran en grupos diferentes, ellas finalmente decidieron quedarse en el mismo. Al menos yo no soy su catequista. Y finalmente comparten el grupo de “niños exploradores (Scouts)” al que siempre asisten juntas.

Simplemente son inseparables. Y justo hoy por la mañana, me decía la pequeña que ella conocía mejor a su hermana que yo. Y le pregunté porqué decía eso y me contestó que ellas van a la escuela juntas y están en el recreo juntas, lo cual obviamente yo no comparto con ellas. Y talvez tenga razón! Son y serán cómplices, y ni yo como madre podré intervenir en esta relación tan especial que las une más allá de la sangre.

Dios me las proteja siempre y las siga llenando de bendiciones. Y espero ese amor nunca se vea alterado ni por el cambio de escuelas, ni por la adolescencia, ni por sus mejores amigas ni por la distancia, si es que les toca vivir en diferentes países en un futuro.  Doy gracias a Dios por haberme mandado estas dos princesas que no podían haberse complementado mejor.

Y ya les iré contando sus aventuras por la vida. Justo el próximo mes conocerán lo que es viajar en barco y sin sus papás. Los abuelos las han invitado a un crucero para conocer Noruega y ya cuentan los días para iniciar esta nueva aventura. Veremos que tal se portan y que cuentan a su regreso 🙂

A %d blogueros les gusta esto: