El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania… sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Típico niñ@ alemán

Y ya que empecé con lo del típico alemán, se me vinieron a la cabeza algunas ideas de la infancia alemana, que en muchos de los casos es muy diferente a la mexicana.

Aquí algunos ejemplos. El típico niño o niña alemana es áquel que:
– cree en el hada de los dientes
– es independiente desde pequeño
– conoce a “Sandman” y se va a la cama después de ver su programa que termina a las 7 de la noche
– se va caminando a la escuela primaria
– se va en bicicleta o autobús a la escuela secundaria (a partir de 5to año)
– juega todos los días afuera durante el recreo en el jardín de niños o en la escuela, así la temperatura esté bajo cero
– invita a tantos amiguitos como sea el número de cumpleaños. Si cumple 5, invita 5 amiguitos. Los padres NO están invitados.
– no se le permite llevar nutella o chocolate para la pausa en el jardín de niños. Y si llevan pan negro, mejor!
– aprende a leer y escribir oficialmente en primer año de primaria. El jardín de niños es sólo para jugar.
– se pone de acuerdo con un amiguito para jugar normalmente de 3 a 6 de la tarde
– y ayuda a recoger los juguetes antes de irse a su casa 
– no toma gaseosas
– tiene poder de decisión desde pequeño
– juega con Lego o Playmobil

“Schultüte”

– celebra la entrada a la escuela primaria con una fiesta llamada “Einschulung

– y conocerá lo que es una graduación hasta terminar la escuela secundaria
– busca huevos el domingo de Pascua
– casi no ve televisión
– tiene un arenero en su jardín si vive en una casa, y si vive en apartamento juega en el arenero del parque más cercano
– juega descalzo incluso afuera (obviamente en verano)
– habla de tú a los profesores, pero los llaman Sr. /Sra. Meyer
– se dirige a las mamás de sus amiguitos de tú y las llama por su nombre propio
– aprende a andar en algo llamado “Laufrad” (bicicleta sin pedales) a los 2 años para andar en bici con rueditas a los 4 y quitarle las rueditas aún en el jardín de niños o a mas tardar al entrar a la primaria
– tiene una evaluación en cuarto año de primaria para recomendar la educación secundaria que deberá seguir
– puede ir al jardín de niños (opcional y privado) desde los 3 años de edad y estará en un grupo con niños de 3 a 6 años
– si es niño puede tener arete y pelo largo desde primaria
– no recibe calificaciones o notas en los primeros dos años de primaria (en algunos estados)
– recibe calificaciones de 1 a 6, donde 1 es la mejor y a partir de 5 reprobado

Calificaciones

– tiene en su armario botas de lluvia y “hausschuhe” (pantuflas) desde que empieza a caminar
– recibe chocolates o pequeños regalos el día de San Nicolás (6 de diciembre)
– tiene dos semanas de vacaciones escolares en Pascua, dos en otoño y dos en Navidad, además de 6 semanas de vacaciones en verano
– no lleva uniforme en la escuela pública
– aprende inglés a partir de 3er año de primaria y un tercer idioma a partir de 6to año (depende de la escuela)
– en diciembre abre 24 puertitas de su calendario de adviento para recibir chocolates o pequeños regalitos
– tiene de 1 a 3 tardes ocupadas con clases deportivas o artísticas
– si es niña, podrá decidir si le hacen hoyos en las orejas a los 5-6 años

Como en la entrada anterior (Típico alemán), estas características son variables y no aplican para todos los niños de Alemania. Muchas tradiciones y costumbres varían de estado a estado (Alemania tiene 16 estados), pero traté de hacer un resumen de lo mas común.

Algo que ha llamado mucho la atención a mis padres y hermano cuando me han visitado, es que los niños son muy bien portados y siguen las reglas cuando están invitados a una fiesta en una casa. Y también se sorprenden de lo independientes que son desde que están en el jardín de niños, donde tienen que lavar su plato y vaso después de desayunar y ponerse pantalones de lluvia antes de salir a jugar.

Mis hijas han sido educadas a la “alemana” pues nacieron y crecen en este país. Pero como en todo hogar bicultural, tienen también costumbres “mexicanas” y seguimos algunas tradiciones como la piñata en sus cumpleaños. Al tener madre latina, son muy cariñosas, cosa que no es tan común en los hijos de padres alemanes que tienden a ser mas huraños y no son educados a saludar de beso.

Algo que me gusta de la infancia alemana es que disfrutan su tiempo en el jardín de niños sin tareas ni exámenes, y aún en la escuela primaria tienen menos tarea que en muchas escuelas mexicanas. Hay excepciones, pero al menos en las escuelas de Stade no dejan más de 30 minutos de tarea durante los cuatro años de primaria y tienen exámenes cada que terminan un tema (no son acumulativos). A partir de 5to, creo que el estrés se puede comparar con el de México… pero todavía no llego hasta ahí 🙂

Definitivamente los niños alemanes no son como los mexicanos, ni como los chinos ni como los sudafricanos. Aprenden de la sociedad y de sus padres que tienen una cultura y educación diferente a la latina o africana. No critico que sean independientes, solitarios o poco afectivos, pues eso es lo ven en su alrededor… sólo confío en que la “globalización” y la llegada de madres como yo a este país, haga que poco a poco los niños sonrían más, sean más espontáneos y cariñosos 🙂

Ahí está nuestra tarea como migrantes, o no?

P.D. En el texto hay algunas ligas a temas relacionados en este blog. Sólo haz “clic” en las palabras subrayadas.

Anuncios

Gracias por tus comentarios.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: